Skip to content

Kevin Smith plantea un nuevo modelo de marketing para su próxima película: Red State

enero 14, 2011

Kevin Smith saltó a la fama en 1994 con su primera película, “Clerks“. Una cinta independiente que mostraba con mucho humor un día en la vida de un par de dependientes en una tienda de mala muerte. La crítica aplaudió a Smith por aportar una visión fresca y nueva al panorama audiovisual, y esta fue probablemente la última vez que se sintió bien tratado por los críticos.

Es posible que a los que no os suene Kevin Smith como director, le recordéis mejor por su personaje más famoso, Bob “el silencioso”, con el que hace varios cameos en películas suyas, siempre acompañado de su inseparable “Jay” que no para de hablar y decir barbaridades.

Después de dirigir “Clerks”, llegaron entre otras “Mallrats“, “Dogma”, “Una chica de Jersey”, “¿Hacemos una porno?” y finalmente “Vaya par de polis”. En todas ellas le acusaron, en mayor o menor medida, de repetirse, no tener gracia, aburrir, ser demasiado grosero, y otra serie de generosas críticas, algunas con razón y otras con menos razón. Pero este es el juego y así hay que jugarlo, por lo menos hasta ahora.

Kevin Smith se ha hartado del trato que recibe de la prensa. Y ha decidido hacer las cosas a su manera en la próxima película, “Red State”. Esta película supone un giro drástico en su filmografía. Para empezar es una cinta de terror, cuando siempre había rodado comedias. Además se ha salido de los canales regulares para conseguir financiación, distribución y promoción para su película. Vamos, que pretende reinventar el sistema, a ver si lo consigue.

La gota que colmó el vaso para Smith fue la experiencia con la prensa en la infumable “Vaya par de polis”, de la que twitteó: “”Me he dado cuenta de que todo el sistema funciona al revés: Dejamos a un grupo de gente ver la película gratis, ¿y se cagan en ella? mientras que a gente que DE VERDAD querría verla gratis, ¿les hacemos pagar? Una mierda: de ahora en adelante, en cada película en la que yo esté involucrado, voy a hacer esto en los pases para críticos: ¿quieres verla antes para criticarla? muy bien, pues paga la entrada como harías si la vieses la próxima semana”  Menuda pataleta le dió, ¿no?

Y llegamos a “Red State”. Una película de la que su productor de toda la vida, Harvey Weinstein, ha pasado completamente. El mismo director ha dicho de ella que no será un éxito comercial, aunque sí es una película interesante. Así que su primer problema llegó en la fase de financiación. Hasta tres años han tardado en conseguir el mínimo necesario, algo menos de 5M de $, y recibiendo negativas de la inmensa mayoría.

Además, la película se ha terminado sin tener aún acuerdo de distribución. ¿Un problema? No. Para Kevin Smith es otra oportunidad de hacer algo diferente. Tal y como anunció en Twitter, “Red State” se va a presentar el 23 de enero en el festival de Sundance, y su idea es hacer una subasta abierta en la misma sala en la que se proyectará la película fuera de concurso, en la que distribuidores pujen por su película inmediatamente después de verla, y puede que hasta se acepten propuestas por Internet. Nada que ver con las negociaciones ocultas y los acuerdos en despachos, como se ha hecho hasta ahora, quiere convertirlo todo en un espectáculo para el público.

¿Qué es lo siguiente? El póster y el trailer. Para el póster, en lugar de limitar los derechos de exclusividad según el medio, para mostrarlo con antelación como se suele hacer, aprovechó para llevar a cabo una subasta benéfica en la que cualquier web podía apostar por el hosting del póster, y cuyo beneficio se mandó a www.HaveFaithHaiti.org. En cuanto al trailer, el mismo Kevin Smith hizo la labor de comunicación, sin departamentos de publicidad, y no le está yendo nada mal.

Uno de los platos fuertes de este nuevo sistema de marketing, consiste en los podcast que Smith está haciendo cada semana (Smodcasts, lo llama), titulados Red State of The Union, en ellos habla de forma totalmente transparente sobre todos los pormenores de su película, entrevistando al productor, actores o director de fotografía. Nada queda oculto, son verdaderas Master Class sobre cómo hacer una película independiente. Muy inteligente Kevin Smith, como experto en Social Media sabe que el contenido es el rey, y que el contenido interesante siempre funciona, y eso es lo que está dando. En vez de pasar toda la información de su película, como se suele hacer, por el filtro de los publicistas, de medirla, limitarla e intentar controlarla, lo está regalando todo en bruto y sin censuras al usuario final, sin periodistas ni intermediarios.

Hasta hoy hay nueve sesiones de este podcast, en ellas ha mostrado ante un público reducido los materiales de su película (secuencias, trailers, pósters), y ha permitido que la gente pregunte lo que quiera a su equipo y a él mismo. Es como si tuviéramos el más completo y amplio extra del DVD, un Making Of exhaustivo, pero antes de que se estrene la película. Para los estudiantes de cine no tiene precio, desde luego.

Kevin Smith ya ha adelantado que no va a hacer nada de prensa para esta película, sí ha dejado un número de teléfono en su twitter para que los medios interesados puedan concertar entrevistas con sus actores. Además se van a transcribir todos los podcast para mandarlos a los periodistas, así que información no les va a faltar. Su argumento para esta decisión es que “De mis casi 20 años de experiencia, he aprendido esto: La gente va a escribir lo que le dé la gana me siente con ellos o no. Así que simplemente le daré toda la información que normalmente daría poco a poco a una pequeña audiencia, a la que en realidad, nada de esto le importa una mierda a no ser que haya alguien famoso en la habitación, pero esta vez a una audiencia mucho más grande que apreciará y se beneficiará de la misma información

La apuesta de Kevin Smith es muy arriesgada. Queda por ver cómo va a reaccionar la prensa con esta actitud, hasta ahora se está oyendo hablar mucho de la película gracias a estas decisiones, pero nunca es buena política a largo plazo estar peleado con los medios de comunicación.  Puede que funcione y que los Social Media aúpen su “Red State” y consigan arrastrar mucha gente a las salas. Pero también puede que los medios de comunicación decidan cebarse otra vez en Smith, o peor aún que quieran boicotear la película no hablando de ella en su estreno.

En mi opinión, algunas de las alternativas que Kevin Smith está tomando son muy acertadas y funcionarán bien -el uso de los Social media, la comunicación con los usuarios, transparencia y contenidos interesantes-, sin embargo, los motivos para hacerlo y la forma en que se está enfrentando a los críticos no me parecen las mejores. Si en vez de negarse a hablar con la prensa, sumase estas iniciativas a los canales regulares de comunicación, seguro que sería mucho más efectivo.

En cualquier caso, al final del día, el éxito o fracaso de la película lo decidirá el público. Si la película es atractiva, funcionará. Si no, no.

Anuncios
4 comentarios
  1. Totalmente de acuerdo Aitor, La figura de los críticos de cine, como en cualquier otro ámbito, es fundamental, y se supone con elaboran sus criticas con rigor si bien es cierto que nunca están carentes de cierto grado de subjetividad. Así que si el señor Smith ha filmado en su carrera auténticas bazofias que no espere flores. Me recuerda a la pataleta de Jesús Bonilla cuando crucificaron su Oro de Moscú. Estos señores se enfadan si les hacen una mala crítica pero los que nos tenemos que gastarnos 7 euros por tragarnos semejantes basuras no podemos sentirnos estafados?

    Por cierto soy Guille, del estudio!! jaja Enhorabuena y suerte con tu proyecto!!

    • Hombre Guille!! Qué bueno leerte por aquí. Un abrazo.
      Pues si, hay algunos directores que se toman de forma personal las críticas. A mi me da pena lo de Kevin Smith que si bien es cierto que ha hecho muchas películas mediocres, también ha hecho unas cuantas que he disfrutado y con las que me he reído mucho. Yo espero que su órdago le salga bien, más que por el enfrentamiento con la crítica, que no me gusta, por comprobar si su apuesta total por los Social Media tiene la repercusión que se espera.

      Un abrazo Guille.

  2. Si bueno, dogma, Clerks y Mallrats, sus primeras. Apartir de ahi… aunque tengo que decir que me ha gustado mucho el trailer de Red State, Como dices habrá que esperar para ver como le sale la jugada.

    Un abrazo

    • Yo a esas sumaría “¿Hacemos una porno?”, no es tan buena como las otras tres, pero me hizo pasar un buen rato. A mi también me gusta el trailer de Red State, se nota cómo cuando no está la alargada sombra de un estudio se atreven a hacer cosas más creativas, esa música!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: